Archivo para septiembre 2009

El tango ya es patrimonio cultural de la humanidad

30 septiembre 2009

Lo decidió hoy la Unesco: el tango es patrimonio cultural inmaterial de la humanidad.

Me gusta por dos motivos, dos mensajes que conlleva esta iniciativa. Me suena noble y generoso decir que “el abrazo que se baila” nació aquí pero es de todos, de todo el mundo, y porque la declaración fue un pedido conjunto de Buenos Aires y Montevideo. Es que yo pienso que, como le escuché decir una vez a un diplomático, “con Uruguay no somos hermanos, somos gemelos”

La noticia la dio la agencia AFP. La decisión de tomó en una reunión de la Unesco, rama de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura, en Abu Dhabi.

Prédica para que la protesta social sea reprimida: C5N, un líder

25 septiembre 2009

El panfletario C5N descuella en su militancia contra los que protestan en la calle. Su meta es que alguien aplauda cuando algún funcionario pierda la línea y mande a la policía a reventar cabezas.  Y si mata uno o dos, mala suerte. Quisiera ver qué tan fluido se pone el tránsito si la policía empieza a reprimir manifestaciones.

Los conductores y columnistas del canal de Daniel Hadad editorializan siempre para el mismo lado y machacan  sobre los automovilistas molestos por los bollos de tránsito que se arman. Ése es el sector social para su perverso proselitismo.

Siembran y siembran para que los afectados, sin pensarlo mucho, reclamen a gritos que “alguien saque como sea a esa gente que no nos deja pasar”.

¿Por qué digo “sin pensarlo mucho”? Principalmente porque no les informan sobre los motivos de los que salen a la calle,  porque parten de la idea de que la protesta es una anormalidad, porque nunca hay problemas de tránsito cuando la manifestación es “contra la delincuencia”, porque le ponen el micrófono a los automovilistas bloqueados en el momento en que más nerviosos están para que puteen a los manifestantes.

Los cronistas tienen generoso espacio para relatar el avance de columnas, ir mostrando cada carril que queda bloqueado y recoger el malhumor de los conductores,  pero no hablan con los que protestan, ésos son “los otros”, que además nunca son descriptos como trabajadores o ciudadanos, sino como “activistas” o “sindicalistas”. Y siempre se sugiere que son violentos.

El lugar común de estas trasmisiones es la falacia de que el derecho de protestar no debe interferir en el derecho de circular. Con lo cual un alumno del secundario puede quedar bien si levanta la mano, pero qué ridículo es en la realidad.  El conflicto en Kraft (ex Terrabussi) lleva 40 días, sólo llegó a los diarios cuando cortaron la Panamericana. ¿Está claro? C5N no va a fábricas en huelga a informar qué pasa con lo que podría ser innecesario que muchos conflictos ganaran la calle.

Insisto en que nunca preguntan por qué se manifiestan: despidos, desalojos, cierres de fábricas, gatillo fácil policial, hambre, villas que se inundan, contaminación, casos  judiciales trabados, salarios miserables y trabajo en negro, desnutrición y mortandad infantil, abusos de autoridad. O manifestaciones más políticas e igualmente legítimas contra el golpe en Honduras, por ejemplo, por la recuperación del Indec, a favor o en contra de alguna ley, por reclamos estudiantiles o derechos de minorías. En el “canal de noticias de alta gama” no lo dicen, todos son sólo “cortes”.

Luego repiten cada media hora “la ciudad sitiada”, ilustrado con imágenes de archivo de marchas de la CTA. Je je. ¿De protestas del campo no tenías? ¿De cacerolazos de Barrio Norte no encontraste?

¿Y quién es “la ciudad”? Los que no están protestando, supongo. ¿Qué son los manifestantes? Parece que son los sitiadores,  no forman parte de “la ciudad”. ¿Querrá decir que son el enemigo? Un mensaje bien jodido.

La Argentina está muy descalabrada. Cada crisis la dejó maltrecha y la recuperación siempre fue parcial. De la caída de 2001 no todos salieron. Por eso se dice que creció la pobreza estructural, la desocupación estructural, el hambre y la desnutrición crónicos. Especialmente en los 90 hubo mucho de desintegración social y así quedamos. El aumento del flagelo de la droga y el delito son parte de esa misma degradación de la sociedad.

No hay magia posible. La descomposición es profunda y extendida. Los problemas sociales, en el mejor de los casos, es decir con gobiernos que honestamente trabajen para solucionarlos, demandarán décadas. La protesta social será parte del paisaje de la Argentina por décadas, igual que la mendicidad, la gente durmiento en la calle, la miseria ostensible y los problemas de seguridad cotidiana. 

Nada, nada aporta sembrar inquina contra los pobres o los que protestan. Al revés, promueve enfrentamientos y violencia, e invoca supuestas salidas represivas.

Los K tendrán muchos defectos, pero desde Kosteki y Santillán (época de Eduardo Duhalde) no hubo más muertos en protestas sociales. Sí ocurrió en Neuquén, con el maestro Carlos Fuentealva, pero fue responsabilidad del gobierno provincial de Jorge Sobisch. En el orden nacional se buscó la forma de canalizar la protesta poniendo paños fríos, no palos, gases y tiros. Ni siquiera ocurrió en el caso extremo de las barbaridades que hicieron algunos ruralistas el año pasado en las rutas.

Ah, no quiero ser injusto que después me reclaman. C5N no está solo en esta cruzada. Radio 10 también hace méritos, Infobae.com, también. Ambito Financiero, La Nación … y hay como una ley: cuanto más se ensañan con los débiles, más lamebotas son de los poderosos.

La batalla por el derecho a la salud en Estados Unidos

19 septiembre 2009

El país más poderoso de la Tierra desde hace décadas, los Estados Unidos, necesitó la “revolución” de un presidente negro, Barack Obama, para empezar a debatir si está dispuesto a brindar cobertura de salud a sus ciudadanos pobres. ¡Y tropieza con formidables resistencias!  ¡¿No es increíble?!

Dice Clarín del 19 de septiembre: cada 12 minutos alguien muere en Estados Unidos por no tener seguro médico. Son datos publicados por la revista American Journal Public Health: 44.789 estadounidenses mueren cada año por carecer de seguro médico. Son más que los que fallecen por enfermedades hepáticas, por ejemplo.

“En el centro del asunto se encuentran las claves económicas del seguro: hospitales, los médicos de mayor experiencia, las farmacéuticas, facturan miles de millones de dólares al año gracias a infinitas consultas, intervenciones, cirugías y prescripciones de medicamentos. Del otro lado están los estadounidenses de clase media, quienes se encuentran siempre al filo de la bancarrota si tienen la mala suerte de una grave enfermedad y una empresa aseguradora buscando la forma de anular el contrato que los debe proteger en esos casos”, dice el diario con base en despachos de las agencias EFE y ANSA.

Los más expuestos son los 50 millones de estadounidenses que viven sin cobertura de salud.  “El no tener seguro está vinculado al riesgo de muerte y éste es un riesgo elevado”, dijo Andrew Wilper, profesor de Medicina de la Universidad de Seattle.

Obama encaró una reforma de todo esto, como lo prometió en su campaña, y eso “despertó la furia ideológica de republicanos y las reacciones mezcladas de la multimillonaria industria de la medicina”, relató Clarín. Escuchen esto: manifestantes en contra de la reformas llevaron carteles que decían “Salud: fuera las manos” “Frenar a Obama” “Queremos más libertad, no más impuestos”, e imágenes de Obama caricaturizado como Hitler, el Guasón o el Che Guevara y la leyenda “no al comunismo”, según leo en Ambito Financiero.

Paren, paren, paren. ¿La salud no era un derecho?  Bueno, espero que eso lo sepan resolver los estadounidenses en beneficio de sus ciudadanos más desprotegidos, como corresponde a una sociedad que merezca respeto.

Nosotros, mientras, apoyemos el sistema de salud pública, cuya importancia pudo verse otra vez con la pandemia.

La ley de medios es histórica

18 septiembre 2009

Estoy francamente ilusionado con que la ley de Servicios de Comunicación Audiovisual abra una nueva etapa histórica en la democracia argentina. Por primera vez se ataca la concentración monopólica en los medios, el gran enemigo de la pluralidad de voces, de la riqueza cultural, de las identidades étnicas y regionales, de las expresiones comunitarias y vocacionales.

¿Si hacía falta? ¡Ja! Pino Solanas dio este dato: 83% del espacio audiovisual de toda la Argentina se concentra en cuatro grupos empresarios multimedios. El mayor es Clarín. No lo pude verificar pero una colega me dijo que el Grupo Clarín tiene 270 licencias y acapara 35% de la audiencia total del país.

Tiene por ejemplo, además de Clarín, el diario de mayor circulación, Canal 13, Canal 12 de Córdoba, Canal 7 de Bahía Blanca, TN, Volver, Metro, Magazine, Radio Mitre, FM100, La Razón, Olé, Genios, Elle, Ñ, buena parte de Papel Prensa, La Voz del Interior, Los Andes, agencia DYN, Cablevisión, Multicanal, Masoportunidades.com, Fibertel, 60% de Telecentro, más de 200 canales en el interior, Feriagro, imprentas, correo privado, porcentajes sustanciales de Pol-ka e Ideas del Sur, Televisión Satelital, Ubbi, Ciudad.com y no sé si Página 12, y más.

Piensen esto. Cuando tienen que bajar un mensaje,toda esa batería de recursos se uniforma para darlo y repetirlo hasta la saturación. ¿Hay poder de fuego, no? El mensaje del momento es “con la ley de medios k muchos canales pueden desaparecer”.

En realidad, muchos de los negocios del grupo pueden desaparecer, pero muchos, muchos canales, radios, páginas de internet y otros medios van a aparecer. Ahí está mi esperanza.

El texto ya fue aprobado por la Cámara de Diputados, a primera hora del jueves 17, y ahora debe ser tratado por el Senado. Espero que sea sancionada.

La Sole recomienda

17 septiembre 2009

 ¡Volvió la Sole!, mi incansable critica, y su laborioso equipo, con sus confiables recomendaciones de espectáculos. Ahí van:

Teatro: La Maciel, de todas la más cruel (por Carmen Pereyra)

“Son todas putas” anuncia un graffiti frente al teatro. Estoy esperando para
entrar y pienso en el pibe que lo escribió: ¿Cómo será? ¿Incluirá a su madre
en esa sentencia? Seguramente no, porque la madre no. La madre no sólo no es
puta sino que no coge, su cuerpo está impoluto, no es social como el del
resto de las mujeres.
La más cruel porque frente a las opciones madre o puta elige ambas. Pero
está bien: “las tensiones edípicas ya no son las articuladoras del drama
actual”, lo psicológico y lo biológico dan paso a lo social. Ser padre o
madre es un hecho social, y ser mujer también lo es. La mujer es un cuerpo
construido socialmente: los ritos de iniciación, de cortejo, el matrimonio,
la relación con el padre… son aspectos tratados en esta obra. Porque
“nadie le pregunta a la piedra si quiere ser martillo” y nadie le pregunta a
la mujer si quiere ser sólo madre o sólo objeto de deseo y fantasías (y
menos para ser acusada de puta por no satisfacerlos).
Una obra con estupendas reflexiones e imágenes. La recomiendo; y para mayor
deleite, asimismo su lectura aquí <http://lamaciel.blogspot.com/.

Dramaturgia, dirección y música: Béla Arnau
Elenco: Béla Arnau, Melina Benítez, Marina Carrasco, Hernán Melazzi, Catalina Muñoz, Federico Perel, Clara Seckel.
Teatro: Cámara de Teatro, Aráoz 1025, reservas: 4777-0097
Funciones: sábados a las 23.30.
Entradas: $25 y $15

 
Cine: Bastardos sin gloria (por Victoria Álvarez)

En Bastardos sin gloria, que transcurre en la Segunda Guerra Mundial, se
entrecruzan la historia de un nazi “cazador de judíos”, una muchacha que
logra escapar de sus garras y pretende vengar a su familia y una tropa de
soldados judíos estadounidenses, conocidos como los “bastardos sin gloria”
que se dedican a matar soldados nazis. Nuevamente, Tarantino aborda el tema
de la venganza con una violencia tan cruda y explícita que termina
naturalizándose para el espectador. Esa violencia estilizada, con elementos
incluso cómicos, a la que Quentin ya nos tiene acostumbrados/as.  
Como siempre, Tarantino es garantía de buen cine. La música, la fotografía,
las impecables actuaciones y los grandes aciertos del director se combinan
en una historia que mantiene la tensión durante más de dos horas.
 
Excelente
 
Título original: Inglourious basterds
Dirección y guión: Quentin Tarantino
Elenco: Brad Pitt, Melanie Laurent, Christoph Waltz, Diane Kruger, Daniel Brühl y otros

Que los remedios vuelvan a venderse sólo en las farmacias

16 septiembre 2009

Estoy con la ex ministra de Salud, Graciela “Hormiguita” Ocaña. Los remedios deben venderse únicamente en las farmacias, con un farmacéutico matriculado responsable. No sé si el gobierno tiene algún proyecto al respecto pero yo lo apoyaría.

No es que con eso vayamos a tener todas las garantías del mundo contra las barbaridades que nos estamos enterando en estos días, pero los criminales que hacen mani0bras con eso, con serios perjuicios para los pacientes, incluso la muerte de algunos, tendrán así menos facilidades para sus delitos.

Es otra herencia de los infames ’90 que tenemos que liquidar. Fue el ex ministro de Economía Domingo Cavallo, con el aval político del ex presidente Carlos Menem, quien “desreguló” -verbo puesto muy de moda por la ola neoliberal junto con privatizar- y permitió que los medicamentos se pudieran expender en quioscos, supermercados, gimnasios, sitios web…

Esa dispersión facilitó muchísimo que se colocaran partidas robadas, que muchos productos se pusieran a la venta pese a haber vencido, que se vendieran frasquitos rellenados con agua, y que finalmente se descubriera el nicho de los remedios muy caros (para cáncer, transplantados, VIH-sida, diebetes- que permiten buenas tajadas por cada unidad falsificada o adulterada.

Otra cosa que hizo Ocaña. Los remedios que distribuye el PAMI a sus beneficiarios son provistos directamente por los laboratorios fabricantes, sin la intermediación de las droguerías, que es la figura utilizadas por las bandas que operan con las obras sociales para hacer sus negocios criminales.

¡Y qué lindo sería ver a varios sindicalistas presos por esto! Que finalmente se probara en algunos aunque sea lo que sospechamos de muchos de ellos.

Mantengamos el tema de la pobreza en el candelero

15 septiembre 2009

Clarín estará histérico por la ley de medios, Zanola estará al borde de un ataque de nervios por los remedios truchos, todos estaremos preocupados por el Seleccionado y contentos por el triunfazo de Del Potro, pero yo no tengo dudas: el tema más grave, más importante de la actualidad argentina sigue siendo la pobreza. Completamente injusta porque es evitable.

Y felicito a los colegas Marcelo Zlotogwiazda (me dijeron que en polaco significa “estrella dorada”) y Ernesto Tenembaum porque lo volvieron a tratar en Palabras más, palabras menos por TN. (A propósito, tienen un blog: http://periodistas.blog.arnet.com.ar/ernesto_tenembaum/)

Este martes dieron una tabla de países ordenados según la proporción en que redujeron la pobreza en los últimos 10 ó 15 años, con datos del muy serio estudio del economista Miguel Bein.

Primero Chile, señores. En promedio del quinquenio 90-94 tenía 33% de su población bajo la línea de pobreza (o sea el nivel de ingresos necesario para cubrir las necesidades básicas), y la última medición le da 13,7%. Casi 20 puntos porcentuales de reducción.

Segundo Brasil, de 41% pasó a 22,7. Reducción de más de 18 puntos porcentuales.

Tercero Venezuela: 51,2 a 33,6%. Bajó 17,6 puntos.

Cuarto vendría la Argentina, pero con los datos del Indec que no son de fiar.

Quinto Perú. De 44,2 a 39,3, o sea, casi 5 puntos.

Sexto Uruguay, que en realidad se mantuvo: de 21,1 a 21,7. Ligera suba de 0,6 puntos.

Ahora, utilizando para la Argentina datos más verosímiles, la pobreza habría aumentado de 21,8 a alrededor de 30 por ciento. Más de 8 puntos de aumento, entre los primeros años de la década del 90 y ahora.

Una salvedad. La curva argentina de evolución de la pobreza no fue de desarrollo suave. Tuvo un pico terrible de 56% tras al crisis de diciembre de 2001, y desde allí fue descendiendo en forma pronunciada y permanente hasta 2007, cuando la tendencia cambió otra vez.

Para cambiar algo, primero hay que conocer, ¿no?