Posted tagged ‘Teatro’

Les Luthiers, siempre tan divertidos

20 junio 2010

Me tomé mi tiempo para ir a ver Lutherapia, la obra de Les Luthiers, que ya está en sus últimas funciones. Fui el viernes al Gran Rex y la pasé bárbaro.

Uno podría decir que siempre usan la misma fórmula, pero justamente por eso va el público, a ver ese estilo de humor que ningún otro gran artista ejerce, que yo sepa.

Inteligentes, sutiles, no muy críticos pero muy graciosos.

El componente fundacional de la fórmula Luthiers es la parodia del mundillo de la música clásica, de sus estrellas y el público, de su historia y de su arrogancia.

Las variables que estos geniales artistas fueron añadiendo son los instrumentos disparatados, los guiones ingeniosos y cultos, la voz y la gesticulación de Marcos Munstock, el histrionismo de Daniel Rabinovich, las habilidades musicales de todos, la buena compaginación del grupo.

¡Grande Luthiers!

Anuncios

Teatro y cine, recomendado por la Sole

30 mayo 2010

Las recomendaciones de la semana de mi incansable crítica, Soledad Castro Virasoro, y su equipo, seleccionadas por Martín Pérez Rivas del caudal de Reseñas (http://resenasdecineyvida.blogspot.com):

Hernanito, pieza esquizo-industrial (teatro)

Empezando de nuevo. Una empresa, una pequeña fábrica de importantísimas piezas hará salir adelante a nuestro país y con él a sus inversores, salvándolos, dando la redención. Bah, o no.

Un patrón más maniático que de costumbre, un obrero sumiso hasta por ahí nomás, como Dios manda. Y todo lo que ya no está pero está más que nunca.

Lo reprimido, lo que nos pudre por dentro, angustias con telarañas que no se nos desprenden, el pasado habla, los muñecos también. Y si no lo escuchamos, nos puede hacer callar.

Excelente. Muy muy recomendable.

Dramaturgia y dirección: Alejandro Acobino
Elenco: Rodolfo Demarco y Fernando Gonet
Teatro: NoAvestruz, Humboldt 1857, reservas 4777-6956
Funciones: lunes 21hs
Localidades: $30, estudiantes y jubilados $25

Zenitram (cine)

Un futuro sombrío. Lo peor del pasado, potenciado. Algunos resistentes que se enfrentan a las corporaciones de siempre. Mucha injusticia. Y un superhéroe porteño: un pibe de la Villa 31. Todo eso para redondear una comedia riesgosa que podría haber caído en la parodia chabacana o el grotesco exagerado. Sin embargo sale airosa sin pretensiones de superproducción ni parodia bizarra. Una buena película de humor, para verla un par de veces y encontrarle más de una lectura. Un héroe solitario pero que, cual Eternauta, necesita de lo colectivo y de la experiencia histórica de sus mayores para darse cuenta a quién seguir.

Con un elenco que encontró el tono justo y una ambientación futurista que no necesita de extravagancias tecnológicas, es una película de época. De esta época, en la que de la mano de Capusotto el humor suma esa mirada profunda, irónica y política.

Muy recomendable

Director: Luis Barone
Elenco: Juan Minujín, Luis Luque, Jordi Mollá, Daniel Fanego, Steven Bauer, Verónica Sánchez y Jorge Rulli

Lo nuevo bueno en teatro

1 mayo 2010

Una de teatro-danza y otra sólo teatral. Dos nuevas recomendaciones de Reseñas (http://resenasdecineyvida.blogspot.com), de mi insansable crítica, Soledad Castro Virasoro.  Las seleccionó Martín Pérez Rivas para esta bitácora que no se priva de la pausa cultural:

Convivencia

Lo primero es la música, se va registrando el ritmo mientras entran los espectadores, y poco después ya se hizo pegadiza. Fin de la música, fin de las luces, y el famoso “apaguen sus celulares” que da comienzo a la obra. Como a mí me gusta ver circo, siempre tengo las expectativas arriba, me suelo divertir mucho y esta vez no fue la excepción.

Convivencias en un hogar, en un sillón, en un espacio, o convivencia de a muchos, o de a dos, distintas escenas bajo el mismo paisaje, desfilan los personajes o mejor dicho parecen volar, o mejor dicho vuelan en serio, acompañados del arte del trapecio, de la tela, la acrobacia, la danza, el teatro, y podría seguir… pero son ellos los que siguen con movimientos armónicos, suaves, muy bien coordinados, que dan cuenta del enorme trabajo atrás de escena.

La pasé realmente bien viendo esta obra, disfruté cada escena, me sorprendí de admirar hasta dónde puede llevar el entrenamiento físico, cuántas formas busca el cuerpo, cuántas posibilidades puede explorar, cuántos lugares encuentra. Excelente obra, muy recomendable.

 Reseña: Emilce Martin

Coreografía: Compañía Impulso
Dirección: Juan Guiraud
Teatro: Club de los Trapecistas, Ferrari 252, reservas 4857-33934
Funciones: sábados a las 22 y domingos a las 20.30.
 

Lengua viva

Primero, una mujer que pasa un año temiendo al vacío, una mujer que no tiene palabras y llena el tacho de basura de nada. Se compra un cuaderno de tapas rosas y un lápiz para inventarse, trata de hacer un relato fundante de sí misma, y termina escapando a una primera y gran mancha de tinta que inunda el escenario. Es, sobre todo, una mujer encerrada en la tela de araña de las palabras indómitas.

Segundo, personajes hechos de palabras y bien reales, urbanos, bajitos. Personajes tan reales como inventados, que son narración y que recuerdan narraciones pasadas, de otros solitarios que también quisieron inventarse.

Palabras que liberan y palabras que encierran, sujetos hechos de lenguaje y lenguaje construido por sujetos. Esta obra nos recuerda que contar historias es mantener la lengua viva, mantenerse vivo, inventarse; a la vez que contar historias es mantener el lenguaje con vida, en movimiento, que contar historias es amar la lengua.  Excelente, muy recomendable.

Reseña: Lucía Litvak

Dramaturgia: María José Gabín
Dirección: Blanca Herrera, Juan Manuel Wolcoff
Elenco: María José Gabín
Teatro: El Portón de Sánchez, Sánchez de Bustamante 1034
Funciones: domingos a las 20
Localidades: $40 ($25 para estudiantes y jubilados)

Espectáculos: una de teatro y la ganadora del Bafici

26 abril 2010

Dos nuevas reseñas de la página de la Sole, mi incansable crítica (http://resenasdecineyvida.blogspot.com), seleccionadas por Martín Pérez Rivas: una obra de teatro y la peli ganadora del Bafici.

Los sueños de Cohanaco 

 Hacer humor sobre tragedias y genocidios no es tarea fácil. Los Tehuelches, como tantos otros pueblos originarios, fueron un pueblo diezmado por múltiples causas. Ninguna provoca gracia. Sin embargo restarle solemnidad al asunto no necesariamente significa abonar al olvido ni minimizar la tragedia. Sobre esa delgada línea trabaja la obra, que al tiempo de hacernos reír, cumpliendo con su cometido, nos hace también preguntar de qué nos estamos riendo. El título remite a las noches del cacique que, en sus sueños, imagina un futuro poco apto para su cultura. También allí existe un borde muy fino entre la justificación del fin, el maniqueísmo de buenos y malos y la reivindicación étnica. Como se ve, no se trata de un relato fácil. Humor no es simpleza. Un muy buen elenco, una trama que nos mantiene entretenidos y la buena dirección hacen que Los sueños de Cohanaco sea muy recomendable.

Dramaturgia: Mariana Chaud y Leandro Halperín Dirección: Mariana Chaud Elenco: Luciana Acuña, Elisa Carricajo, Daniel Cúparo, Santiago Gobernori, Claudia Mac Auliffe, William Prociuk, Agustín Rittano. Teatro: General San Martín, sala Cunill Cabanellas, Corrientes 1530, Tel.: 0800-333-5254 Funciones: miércoles a domingos, a las 20. Localidades: $45, pero los miércoles $25.

Alamar

Quién esto escribe daba por perdida su participación en el Bafici de este año. Gracias a que a último momento le consiguieron comprar entradas para el día de cierre, tuvo la extraña suerte de ver una película de hace casi cuarenta años y seguidamente, en la misma sala, a la ganadora del Festival, cuyo estreno, después del premio, parece asegurado. El Bafici sigue defendiendo la eliminación de fronteras entre la ficción y el documental. Su argumento principal son las películas ganadoras. Se nota esa continuidad en la elección de las seleccionadas, que juegan con esa frontera de realidad recreada y guiones reescritos en función de los hechos. En este caso se trata de una bella historia de despedida entre un padre y un hijo, a la vez viaje iniciático y búsqueda de sentido. La cámara se acerca a cada detalle, pero al mismo tiempo parece no alterar nada, respetando un fluir autóctono. Los personajes van construyendo un mundo mínimo aunque sustancioso y sensible. En definitiva, una excelente película que bien merecido tiene este premio. Muy recomendable.

Dirección: Pedro González Rubio Guión: Pedro González Rubio Elenco: Jorge Machado, Natan Machad Palombini, Roberta Palombini, Néstor Marín “Matraca” Esta película participó en el 12° Bafici, 2010, en la competencia internacional.

Espectáculos: una de teatro y otra de cine del Bafici

17 abril 2010

Recomendaciones de Reseñas (http://resenasdecineyvida.blogspot.com), el sitio de Soledad Castro Virasoro, la Sole, mi incansable crítica. Gracias Martín Pérez Rivas por el envío.

Vivo

Y es que uno es muchos a la vez. Sin cita, pero yo soy otro. Sin más, pero de vuelta a la vez, el otro soy yo. Ambas cosas a la vez sin ser ni lo uno ni lo otro. Ambivalencia y ambigüedad, como dice mi maestro robando una línea de algún libro francés que también leí. Eso es la ficción. Y eso hace Vivo, desenmascarar esa doble vía, pero lo hace precisamente con máscaras. Usándolas, haciendo de la ficción un movimiento explícito. Pero en el proceso, que habla de todo lo que llevamos dentro, de las pulsiones que nos constituyen, se despliega la calidad y la exigencia de ser 7 u 8 a la vez. Nos reímos, sí. Pero no fue eso lo que me interesó, sino la construcción, juiciosa y delicada, rigurosa pero bastante real, de los personajes, del uso del espacio y del tiempo, de la creación de la historia, de los puntos de encuentro. Vivo es una puesta que necesita ser digerida, en cuanto producción cultural. Como espectáculo es bueno, suficiente. Pero hay algo detrás, algo que llama a ser desentrañado, eso de ser tantos a la vez debe responder (siempre lo hace) a algo más íntimo, aún cuando la piel sea lo más profundo. La máscara es lo que va creando la historia, y no puedo evitar la reflexión un tanto de corte antropológica: si somos las máscaras que usamos, ¿quién está tras la máscara? … o mejor, ¿qué hay tras esa multiplicidad que parece ajena? ¿quién o en quién o dónde o cómo todo eso se cruza con uno, con la singularidad? ¿dónde o quién se es?… Generarme eso, después de ya varios días, la hace merecedora de una recomendación especial.

Reseña: Camilo Enrique Ríos.

Dramaturgia, dirección y actuación: Marcelo Savignone. Teatro: Ciudad Cultural Konex, Sarmiento 3131 Funciones: sábados a las 20.30. Localidades: $30 y $40

El predio

El predio en un documental que cumple la interesantísima función de dejarnos más preguntas que respuestas. ¿Qué es lo que se puede hacer para convertir a la ESMA en un lugar de memoria? ¿Cómo hacer para que la sociedad entera entre a la ESMA y se entere de lo que allí pasó? ¿Cómo puede ese lugar de memoria tener una función social y pedagógica? ¿Hay que mantenerlo intacto? ¿Cualquier tipo de modificación es negativa? La puerta de la ESMA ya no está cerrada, está abierta para que todos/as podamos entrar, conocer y pensar qué queremos. Sin embargo, es difícil después de tantos años en los que la sociedad pasó por la puerta sin mirar hacia adentro, transformar esa dinámica. La película indaga sobre qué hacer y sobre cómo llevarlo a la práctica. Se trata de una sucesión de planos largos, con una muy buena fotografía. Casi no hay ningún diálogo, tampoco hay una voz en off que nos diga qué es lo que tenemos que pensar. Tal vez no esté pensada para un público masivo, ni mucho menos. Pero tiene la gran virtud de, a los interesados en estos temas, hacernos pensar respecto de qué hacer con estos espacios en donde se llevó a cabo un plan sistemático de secuestro, tortura, asesinato y desaparición de personas. Ahora esos espacios ya no son de los militares, entonces surgen las preguntas sobre cómo hacer de ellos “lugares de memoria”. ¿Debemos mantenerlos intactos? ¿Transformarlos generando allí algo distinto más relacionado con la vida que con la muerte? Jonathan Perel no nos da respuestas, sólo nos da las imágenes que nos permiten pensar en estos temas. Resulta difícil saber si esas imágenes están puestas con una intensión crítica o no. Seguramente el punto de vista crítico esté en cada uno de los espectadores. Pero lo más interesante es que, sin darnos respuestas, este filme nos abre un mundo de preguntas, dudas y reflexiones. Muy necesaria.

Reseña: Victoria Álvarez.

 Dirección y guión: Jonathan Perel Este documental fue estrenado en el 12° Bafici, 2010, y será próximamente proyectado en salas comerciales.

Dos propuestas de buen teatro

9 abril 2010

Pausa de relax  y reflexión. Dos recomendaciones para el teatro, seleccionadas por Martín Pérez Rivas, de la colección de Reseñas (http://resenasdecineyvida.blogspot.com), el blog de Soledad Castro Virasoro, la Sole, mi incansable crítica.

Estaba en mi casa y esperaba que llegara la lluvia 

  

Esperaba como espero siempre, desde hace tantos años,
sin esperar nada,
y es en ese momento exacto, cuando se viene la noche,
es en ese momento exacto cuando apareció, y cuando lo vi.

Estaba sola… cuenta la historia de cinco mujeres que durante años detuvieron sus vidas esperando a un hombre que un día se fue y que, aún sin saberlo, se llevó con él parte de las vidas de ellas. La obra se inicia con su retorno. Este hombre vuelve, cambiado y al borde de la muerte y es entonces cuando cada una de ellas empieza a preguntarse por el significado de todos esos años de espera y por el de aquel regreso, así como por el futuro de sus vidas ahora que aquél tan esperado ha regresado. El amor, la culpa, los rencores, las tensiones de género y los enojos afloran.

En su regreso estas mujeres depositan la sensación de recuperar esas vidas detenidas, el volver a vivir, aunque sea a través de sus relatos, eso que no pudieron o no quisieron. Ahora ese hermano regresó pero, sin embargo, la espera no ha terminado. La melancolía se transforma en deseo, en deseo de libertad, pero ese deseo no parece poder convertirse en realidad, por el momento todo es imaginación y palabras. ¿Podrán estas mujeres dejar de esperar y empezar a escribir su propia historia? ¿Cómo se sostiene una familia luego de una ausencia tan inexplicable? ¿Qué hacer con la culpa? 

Una obra conmovedora, con actuaciones excelentes. Absolutamente recomendable. 

Reseña: Victoria Álvarez

Dramaturgia: Jean-Luc Lagarce.

Dirección: Stella Galazzi.

Elenco: Graciela Araujo, Marta Lubos, Valentina Bassi, Paula Ituriza y Paloma Contreras.

Teatro: General San Martín, sala Casacuberta, Corrientes 1530

Funciones: de miércoles a domingo, a las 20

Localidades: $25 los miércoles y $45 de jueves a domingo 

 —————————– 

Esperando a Godot

 

“¡Vayámonos! –No podemos. –¿Por qué? –Esperamos a Godot …-”
Esperando. Así empieza y así termina esta obra del enigmático Samuel Beckett. Una puesta en escena muy respetuosa con la obra original en la que se hace inevitable sentir entremezcladas esperanza y desesperanza en una misma puesta de luna. Esperar, to wait. Esperar, to hope. Esperar con apuro. Esperar con ilusión. Siempre me ha parecido interesante la ambivalencia que encierra el esperar. Fue inevitable recordar cuando un amigo y profesor universitario repetía exaltado y arruinando su ya irreverente peinado: “¡¡ … y Godot no existe!!” Probablemente Vladimir y Estragón lo saben, y no les queda otra que seguir esperándolo. 

Dos vagabundos reflejan nuestro inevitable anhelo del creer. Dios, Godot, Suerte, Yo, Otro, Amor … Creer. Y mientras tanto, esperar. Cada mañana es un nuevo comenzar a ver si el futuro cambia al desdichado presente… cada noche una frustración que encierra el desespero y la inocencia del “pero mañana sí …”. Y en la puesta en escena un inesperado juego rotatorio de los actores que hacen más angustiante la enmarañada trama de la angustia existencial: ¿quién soy?, ¿de dónde vengo? ¿para dónde voy? Y, ¿mientras tanto? 

Un Nobel sobre las tablas al que siempre valdrá la pena asistir. 

Reseña: Francisco Franco
Dramaturgia: Samuel Beckett
Dirección y puesta en escena: Berta Goldenberg
Elenco: Arturo Silva, Carla Canosa, Lucía Pratolongo, Matías Panelo, Guillermina Schauman, Desirèe Salgueiro, Jorge Drechsler
Teatro: Anfitrión, Venezuela 3340
Funciones: sábados, a las 21  

 

Recomendadas de la Sole para ir al teatro y al cine

2 abril 2010

Hoy una de teatro y una peli de cartelera, seleccionadas por Martín Pérez Rivas del equipo de la Sole, mi encansable crítica. Todas las reseñas pueden verse en http://resenasdecineyvida.blogspot.com

Teruel y la continuidad del sueño

¿Cuándo querrá el dios del cielo que la tortilla se vuelva?

La España de Franco, verano del ´38. O un cancionero universal, sí nacido de la resistencia de la guerra civil, pero inmortalizado ya en gargantas plurinacionales. O un ensayo, llamada de atención sobre el teatro, el actor, el relator, el público, y la caída del muro de “no te metás”, exhortando a los espectadores a la acción, a los hombres a asumir nuestra existencia en este mundo, para así comenzar a hacerse cargo de cómo está. Personajes en búsqueda del ser humano, de la sensibilidad, en lucha por vivir y no sobrevivir, con ladrillos de poesía y pólvora. Pues quizás sea como dijo Néstor (y no justamente K), que el amor en política se llama socialismo. Si bien algún que otro pasaje quizás puede haber sido forzado, en su totalidad ésta nos ofrece esa sensación (al menos así lo siento yo) de un escalofrío por dentro, algo que deja vibrando el alma, que pregunta. Una propuesta escénica interesante, con rastros de Dogville, y buenas actuaciones. Muy recomendable.

Reseñó: Agustina Gutiérrez

Dramaturgia y dirección: Manuel Santos Iñurrieta
Elenco: Manuel Santos Iñurrieta, Julieta Grinspan, Carolina Guevara y Marcos Peruyero
Teatro: Centro Cultural de la Cooperación, Corrientes 1543, reservas 5077-8077
Funciones:sábados a las 23, hasta el 26 de junio. Localidades: $30.

Vivir al límite

 Vivir al límite nos cuenta la historia de James, un militar norteamericano adicto al trabajo, que se gana la vida desactivando bombas en Irak, jugando cada día una pulseada con la vida. Vemos lo más crudo de la guerra, una vida cotidiana completamente lejana, con códigos casi inexplicables para nosotros. Hay una idea con la que se inicia la película y que la atraviesa de principio a fin, ésta es: “la guerra es una droga”. Yo me pregunto: ¿eso es la guerra, una droga? ¿no es demasiado sencillo explicar la guerra de esa manera? En Vivir al límite casi no nos damos cuenta de dónde transcurren los acontecimientos y, si no tenemos conocimientos previos, podemos terminar de ver la película sin saber qué bandos se enfrentar y ni hablar de las causas del enfrentamiento. La guerra (hombres y mujeres matándose unos/as a otros/as) parece ser algo natural, no existen relaciones de poder, no existen ambiciones ni políticas ni económicas, sólo existe la “adicción” del héroe (ario, por supuesto) a desactivar bombas. Es interesante la representación de la vida cotidiana en medio de una guerra pero, tal vez por toda la prensa que tenía, esperaba de esta película una reflexión mucho más profunda. Moderadamente recomendable

Reseñó: Victoria Álvarez

Dirección: Kathryn Bigelow

Guión: Mark Boal

Elenco: Jeremy Renner, Anthny Mackie, Brian Geraghty y otros.